UN AÑO SIN LA INIGUALABLE GUITARRA TANGUERA DE UBALDO DE LIO

Uno de los máximos guitarristas del tango, que mostró el alcance de su arte en yunta con el pianista Horacio Salgán, será recordado mañana en la segunda y última noche de un concierto tanguero en el teatro Maipo, a un año de su fallecimiento.

De Lío nació el 11 de marzo de 1929 y a los 15 años debutó profesionalmente integrando la orquesta estable de Radio Belgrano.

Salgán-De LíoConsiderado una de las guitarras privilegiadas del tango, Ubaldo trabajó con casi todos los grandes músicos y cantores de la época de oro de la canción ciudadana, habiendo acompañado a Ignacio Corsini, Nelly Omar y Azucena Maizani, entre otros.

Entre 1947 y 1955, fue guitarrista de la orquesta de Hugo del Carril y en 1957 conformó un legendario dúo junto a Horacio Salgán, con quien trabajó hasta el último tiempo.

El músico que fue el autor del notable “Aquellos tangos camperos” y se convirtió en puntal del Quinteto Real, murió el 24 de abril de 2012 a sus 83 años.

“El tango es un sentimiento y la guitarra de Ubaldo sonaba a eso, a sentimiento puro. Y era un lujo verlo tocar”, resaltó César Salgán, hijo del creador de “A fuego lento”, a Luis Digiano.

“El tango es un sentimiento y la guitarra de Ubaldo sonaba a eso, a sentimiento puro. Y era un lujo verlo tocar”
César SalgánPianista como su padre, apuntó que “son memorables las actuaciones de Ubaldo con mi padre en dúo y con el Quinteto, por ello su recuerdo quedará inmortal en el corazón de los tangueros”.

César es el impulsor de un tributo a Horacio y Ubaldo que mañana desde las 20.30 en el teatro ubicado en Esmeralda 443, cumplirá su segunda y última velada reuniendo a Ernesto Baffa, Julio Pane, Néstor Marconi, Alberto Podestá, Juan Carlos Copes y la Orquesta Real.

Autor de los valses “Las muchachas de Plaza Italia”, “Tú” y “El vals” y de la zamba “Novia gaucha”, De Lío impuso su sello propio y particular a la guitarra del tango.

En 1950, tocó también el mandolín en un quinteto de jazz, del que tomaron parte Lalo Schifrin en piano, Hernán Oliva en violín, Guillermo Barbieri en guitarra y que hacía música al estilo de Django Reinhardt y el Quinteto del Hot Club de Francia.

“Los tiempos cambiaron, la ciudad no inspira. Antes estaban el corralón, el farolito, las glicinas, ahora son todos diez pisos de cemento por donde se mire”, aseguró el guitarrista sobre la actualidad de Buenos Aires y comparándola con esa otra ciudad que fue inspiración de músicos y poetas en las décadas del 40 y el 50

La dupla De Lío-Salgán se originó en el local musical porteño Jamaica, de Paraguay y San Martín, y fue el germen del prestigioso Quinteto Real dirigido por el creador de “Don Agustín Bardi”, que en su primera formación, en 1960, integró también a Pedro Laurenz en bandoneón, Mario Francini en violín y Rafael Ferro en contrabajo.

Con el conjunto o en dúo con Salgán, De Lío recorrió el mundo varias veces, tocando en Europa, Japón, Estados Unidos y América Latina.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s