Fernando Ruiz Díaz, lo más destacado de los 20 años del Cosquín Rock

Cosquín Rock (por enviado Luis Digiano).- El guitarrista y cantante Fernando Ruiz Díaz, al frente de su actual formación Vanthra, un inmenso power trío, fue lo más destacado de la extensa jornada de festejos rockeros por los 20 años del Cosquín Rock desde el lugar donde nació la plaza Próspero Molina.
No sólo por lo musical, que fue excelente, sino especialmente por lo emotivo, al dedicarle su actuación a su hermano Gabriel Ruíz Díaz, quien sufriera un tremendo accidente hace algunos años, y con quien fundara la agrupación Catupecu Machu. Fue por eso que interpretó varios temas de dicha formación  sumando en la veintena de piezas, “Dale”, “Magia veneno” y “Perfectos cromosomas”, entre otras.
El cierre fue para los ex Sumo, Las Pelotas, con una buena cantidad de clásicos de su extensa carrera a los que agregaron su más reciente tema “Nadie fue” y, con la presencia en escena de Fernando Ruiz Díaz, incluyeron “El ojo blindado”.
Kapanga, la banda oriu,nda de Quilmes, con la personalidad de su vocalista el Mono, hizo bailar y poguear (hasta pidió hacer un espacio exclusivo para chicas) con su mezcla de rock, cuarteto, ska y toques bailanteros, mostrando un nivel para hacer divertir al público.
También invitaron al ex Catupecu para entonar “Mono relojero” y “El universal”.
Tuvo su momento el bajista Micky Rodríguez y La Que Faltaba, ex Los Piojos,  quien además de sus composiciones brindó tributo a su ex agrupación, típica del rock barrial de los ’90.
Otro de los destacados fue el cantautor Palo Pandolfo con la Hermandad que tuvo su momento sublime cuando revivió el hits de su primera banda Don Cornelio y la Zona, con “Ella vendrá” en una nueva versión más rockeada.
En el inicio del festival pasaron las agrupaciones locales Los Navarro, Juan Terrenal y el histórico Armando Flores, quienes pusieron lo suyo mostrando la realidad del rock cordobés.
Fue una noche ejemplar donde más de diez mil personas vivieron su fiesta, festejando los 20 años del festival rockero más importante de Argentina y con la mayor variedad musical.
Lo criticable y lamentable de la jornada fueron, primero la falta de baños que produjo colas de hasta 70 personas en cada lugar, y segundo, la increíble cantidad de policías presentes desde los locales, hasta los provinciales, incluyendo un cuerpo especializado de comandos de camuflaje y con pasamontañas. Un poco mucho, ¿no?…