Black Mirror: análisis de la quinta temporada

Con la vuelta al formato de sus dos primeras temporadas, Black Mirror trae otros nuevos tres capítulos llenos de controversia y esoterismo. Aquí les dejamos unas breves opiniones / reseñas de lo ocurrido en esta quinta temporada…

“STRIKING VIPERS”

blackmirror1

¿Cuánto dista la realidad de lo virtual? ¿Cuánto influye en nuestras vidas cotidianas? “Striking Vipers” comienza, casi como amagando, como una emulación de lo que podría haber sido alguna reminiscencia de “Partida”, aquel episodio de la tercera temporada, pero si bien dicha tecnología está presente, el mensaje es otro. Las relaciones, la monotonía, lo que abarca en una amistad de antaño que se encuentra en un punto de quiebre por culpa de un juego de lucha, un matrimonio que batalla con la indiferencia sexual, y una suerte de vuelta de tuerca tan entendible para los tiempos de ahora, como extraña. Black Mirror arranca su quinta temporada con una actualidad tan presente, que posiciona alto el estándar de lo que continúa.

“SMITHEREENS”

blackmirror2

El impacto de las redes sociales en la vida real, llevado hasta el punto máximo. Una situación de secuestro fallido y una necesidad inexorable de poder cumplir con lo cometido. Una fobia hacia lo tecnológico y una queja ilustre hacia el accionar de las personas desde que los celulares prácticamente rigen cada paso que damos y cada pensamiento que tenemos. Incluso el nivel de información que se puede obtener por todo lo que aparece en internet sobre nosotros mismos. Un elaborado plan con términos dudosos. Hasta que llega el punto de lo que realmente acontece: desconexión. Desapego. Volver a la realidad y dejar atrás el celular.

“RACHEL, JACK & ASHLEY TOO”

blackmirror3

Lo que se muestra en un escenario o una pantalla. La vida real de una Miley Cyrus reencontrándose consigo misma bajo la piel de Ashley O, una popstar que se encuentra en una encrucijada bajo el lanzamiento de una muñeca con IA (Inteligencia Artificial). El mal uso de la tecnología, como casi siempre Black Mirror nos lleva hacia ese lugar, en donde tres historias se cruzan al punto de que no importa de dónde vengas, el dolor pega igual. La realidad detrás de lo que conviven la mayoría de los artistas jóvenes, está al acecho.

Anuncios